¡Buenos Días!

Hoy me he levantado con un gran artículo en el periódico “El País”, “¿Por qué no soy feliz? Te dejo el link ya que es todo aprendizaje:

Si hay algo que te encamina a la felicidad ¡Es el amor!, el amor hacia uno mismo. Pero ¿qué es el amor? El amor en su sentido más puro y a la vez amplio.

El amor es respeto, es atención, es cuidado. El amor es seguridad, es confianza. ¿Cuantísimas veces por complacer a los demás dejas de respetarte, por lo tanto de amarte!? ¿Eso es amor?,  ¿Te estás queriendo?, ¿Cómo puedes pedir amor a los demás si tú eres el/la primer@ que no te lo das?

Vivimos en círculos viciosos o espirales donde nos han hecho creer que la felicidad se compra, donde si no tienes un cuerpo según los cánones de belleza, no eres guapo y por lo tanto “no vales”. Una sociedad donde si no te marchas de vacaciones a un lugar paradisiaco y traes regalos para todos y haces fotos para publicarlas, entonces estas pasando por dificultades económicas. Una sociedad donde si no tienes estudios no tienes conocimientos, o cultura, o no eres apto…

Dónde está el disfrute, el saborear los instantes de la vida. El amarte comiendo aquello que tanto te gusta; el impregnarte de una nueva cultura, conocer diferentes ciudades sin la “obligación” de aparentar, simplemente disfrutar, compartir, aprender, enriquecerte…

¿Dónde se ha quedado la opción de valorarte y respetarte con indiferencia de los cánones de la sociedad!?, ¿Qué es la sociedad?

Nos cuesta ser felices por no valorar lo que tenemos, por prestar atención únicamente a aquello que no tenemos. ¿Valoras lo que has conseguido? ¿Te premias por ello? Es común entristecernos por no tener el cuerpo de un/una modelo; por no poder viajar, por no haber estudiado en la universidad… ¿Realmente crees que eso te dará la felicidad!?

¿Crees que todos los modelos son felices?, ¿Crees que todo el que viaja es feliz?, ¿Crees que todas las personas que tienen estudios universitarios son felices?

Si es así, ¿cuál es el motivo por el que no lo haces? Empieza a esforzarte para conseguir tu cuerpo 10, empieza a ahorrar para viajar o dedica tiempo y esfuerzos a estudiar. Dedica atención a aquello que quieres. ¿Si realmente lo deseas, qué te lo impide?

En el caso de que no creas que todos los modelos son felices, o que viajando no siempre consigues felicidad; o que no todas las personas que tienen estudios universitarios son felices. O quizá lo hayas probado y no hayas conseguido ser feliz… En estos casos, pregúntate ¿Te tienes a ti mismo?

En el artículo publicado en “El País” se lanza esta pregunta “Tenemos de todo, pero ¿Nos tenemos a nosotros mismos?”

¿Dónde está tu respeto hacia ti?, ¿Dónde se ha quedado tu amor hacia ti? Aunque quizá sería importante preguntarse antes, ¿Qué es para ti el respeto y qué es para ti el amor?

amarse aventura vida

Pides respeto, pides amor, pides, pides, pides… A los demás!? Pregúntate cuánto de lo que pides te das tú a ti mismo. Deja de pedir y empieza a construir en ti aquello que deseas, aquello que buscas. Perdónate y aprende del fallo para continuar tu camino. Al fin y al cabo, perdonarte es una manera de respetarte, de demostrarte tu amor hacia ti. Acepta que estás en un camino y que aprendes paso a paso; acepta los pasos que te llevan donde no esperabas, con esos pasos también aprendes, también avanzas.

crear carretera

¿Alguien puede sobrevivir sin amor?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies